Mi experiencia y consejos para un blog

Publicado por pico.dev el .
blog planeta-linux
Comentarios

Octopress

Al momento de escribir esta entrada el blog ya tiene más de 3 años, ya más cerca de 4. En esta entrada en vez de algo relacionado con la tecnología quiero comentar por que empecé un blog, que supone tener un blog, como ha evolucionado durante este tiempo, como lo hago y por que hago algunas cosas como las hago por si mi modesta experiencia le sirve de utilidad a algún otro blogger.

Por que empecé un blog

Empecemos por el por que inicie un blog. Trabajo como ingeniero de software y cree un blog principalmente porque tristemente en pocos momentos de mi vida profesional y con la que me gano mi sueldo a fin de mes puedo trabajar y usar las herramientas con las que realmente me gustaría trabajar. Probablemente sea consecuencia de estar en un equipo de desarrolladores en el que son otras personas las que deciden que tecnologías usar y como hacer las cosas con su propia visión, el conocido «peopleware», o en otras ocasiones es el propio cliente el que marca las tecnologías a usar. En el blog no tengo ninguna limitación, puedo aprender y usar aunque sea en pequeños ejemplos las herramientas que quiera y como quiera, solo dependo de mi y no de otras personas. También inicié el blog ya que de esta forma me obligaba a aprender aquello de lo que escribía aparte de compartir el conocimiento que he ido aprendiendo y sigo aprendiendo en los ya más de 10 años de experiencia profesional, lo que explica el libro «The Pragmatic Programmer» como «Your Knowledge Portfolio». Cuando surge la oportunidad de usar alguna de estas herramientas en el trabajo estoy preparado para usarla y con una mejor idea de saber cual es la opción más adecuada para cada caso. La tecnología a usar no es lo más importante sino lo que se hace con ella pero usar la herramienta adecuada puede evitar muchos problemas en el desarrollo de un proyecto y facilitarlo enormemente.

Aunque no inicié el blog por lo siguiente, pasado un tiempo y junto con twitter publicando los enlaces de las entradas en él me di cuenta que es una buena combinación para «spamear» a la gente de mi entorno (espero que con spam del bueno ;) y quizá de esta manera tener más probabilidad de algún día usar profesionalmente algunas de las herramientas de las que hablo en el blog y con las que me gustaría trabajar. No se si otro de los motivos de por que tengo un blog es porque aprendo o aprendo porque tengo un blog.

También el blog me parece una herramienta muy útil en el caso de la búsqueda de empleo ya que es una demostración de conocimientos que en un curriculum vitae no se refleja, así que desde que empecé el blog en mi CV incluyo un enlace al blog ya que mi blog y mi profesión están relacionados. Me parece un elemento muy interesante a incluir en el CV y en las pocas ocasiones que por el momento he tenido oportunidad de aprovecharlo en una oferta de trabajo me ha dado muy buenos resultados.

Que supone tener un blog

El blog es una de las cosas que más me divierte, pero quien quiera tener un blog ha de saber que requiere mucho esfuerzo, dedicación y sobre todo constancia, aunque dependerá del tipo del blog y de cada uno esto probablemente sea así. A veces el blog se lleva un tiempo que podría dedicarlo a andar en bici, leer un libro, simplemente dar un paseo, ver una película o cualquier otra cosa. Elaborar cada entrada de este blog supone varias horas de dedicación, no todas seguidas sino en diferentes días, trabajo que luego se ve recompensado con las visitas que recibe, algún retweet, algún comentario y la sensación de haber aportado algo a otra gente y a mi mismo. Si alguien esta pensando en crear un blog le diría que si no va a ser constante en el compromiso de publicar contenido (medido en semanas, meses, semestres, …) y en la dedicación al blog no lo empiece para dejarlo al cabo de unos pocos meses o unas pocas entradas (aunque por supuesto cada uno tiene todo el derecho de hacer con su blog lo que quiera).

Como ha evolucionado

Aún después de estos casi 4 años el blog tiene solamente unas 600 páginas vistas y unas 400 visitas diarias. Poco a poco van aumentando pero han sido necesarios 4 años para llegar estos números y no son muy grandes, quizá podrían ser mejores si usase alguno de los consejos que se dan por internet. En la gráfica de analytics desde que empecé el blog se ve que hay una leve tendencia ascendente. Comento esto para que si alguien empieza un blog no tenga falsas expectativas del número de visitas y pierda interés al recibir pocas, si un blog quiere llegar a esos 4 años de vida el interés de seguir manteniéndolo con vida no debe depender del número de visitas que recibe, la motivación debe estar en otra parte, en mi caso es la satisfacción personal y los momentos de diversión que me dá aprendiendo y compartiendo.

Publicidad

En el blog incluyo unos bloques de publicidad adsense, han sido necesarios casi 3 años para superar los 70 € que exige Google para realizar la transferencia a mi cuenta, en el principio los ingresos mensuales eran de unos pocos céntimos y en estos momentos los ingresos suelen ser de entre 4 y 6 euros algún mes llegan a los 10 euros con unos 40 clics mensuales en los anuncios. También van aumentando mes a mes pero no dan para mucho más que para pagar un dominio propio si lo tuviese y para unas cervezas pagadas a crédito.

Como lo hago

Para hacer el blog normalmente voy apuntando los temas sobre los que me interesa escribir. Las ideas pueden surgir en cualquier momento mientras voy en el metro, al irme a la cama, al leer un tweet, leer otros blogs, un libro, …. Por eso la forma de apuntarlos depende del momento, en el móvil, en un correo en borrador, en un bloc de notas de papel que casi siempre llevo conmigo, en archivos del disco duro, lo importante es que cuando se me ocurra una idea sobre la que escribir no se me olvide para ello lo mejor es apuntarla a no mucho tardar, olvidar una idea que nos ha pasado por la mente deja una mala sensación por ello ten siempre algo a mano en lo que apuntarlo. Sobre unas llego a escribir, otras pasan meses hasta que escribo sobre ellas y otras las descarto. Aunque aún no me ha pasado, si en algún momento me quedo sin ideas sobre las que escribir y como en mi caso escribo sorbre temas relacionados con la programación, software libre o linux una buena oportunidad está revisando un libro del que una vez leído explicar lo mismo que se explica en él de forma resumida las partes importantes, con un ejemplo propio y con nuestras propias palabras. Un libro y un tema técnico puede darnos para escribir una serie de entradas relacionadas dependiendo del grado de profundidad al que queramos llegar o de nuestro interés.

Los días que más visitas recibe el blog es el lunes, martes o miércoles pero normalmente publico el viernes, esto aparte de ser el día en que tengo más tiempo para dar los últimos retoques a la entrada que voy a publicar, por el tipo de entradas que escribo me parece el momento más adecuado. Suelo escribir sobre cosas técnicas y con un ejemplo de código fuente, publicando el viernes intento que el que quiera leerla la entrada tenga también tiempo y pueda leerla y tal vez probar el ejemplo más tranquilamente durante el fin de semana que un día entre semana.

Si estás a punto de iniciar un blog personal deberás encontrar tu ritmo de publicación. Mi ritmo de publicación por ahora es una entrada por semana, es el ritmo que me he marcado para escribir, para darme tiempo de escribir algo que considero suficientemente bueno aportando algo, para no saturar de información al que esté suscrito a mi blog pueda asimilar la información y para tener suficiente tiempo para que se me vayan ocurriendo nuevas ideas sobre las que escribir. Tal vez podría escribir cada menos tiempo pero me exigiría mucho más de mi tiempo de ocio y tal vez me quedaría sin temas sobre los que escribir (ese miedo que todo blogger puede tener). Pero lo importante no es cada cuento publico sino la constancia, si en una semana no me diese tiempo a escribir una entrada optaría por una cada dos semanas, si aún así no fuese suficiente optaría una cada mes. El tener un ritmo de publicación regular hace que los lectores sepan cuando se va a publicar algo y estén esperándolo de forma que la entrada sea más visitada. Además, da la sensación de que el blog sigue vivo, yo por lo menos no tengo interés es añadir a mi lector de feeds un blog en el que creo que no se vaya a publicar nada nuevo aunque sea cada unos meses, me limito a ver si tiene algo interesante y lo leo pero no lo añado a mi lector de feeds.

A lo largo de varios años hay épocas en los que surgen más ideas sobre las que escribir y momentos sobre los que uno tiene más ganas de escribir y otros momentos en los que menos. Para evitar no publicar nada cuando no tengo ganas de dedicarle tiempo al blog o para cuando quiero tomarme una semana de descanso suelo tener varias entradas escritas y casi preparadas para publicar, es decir, cada semana no escribo y lo publico inmediatamente. La semana que no publico la compenso con otras semanas en las que escribo varias entradas. Lo que publico normalmente lo he tenido esperando a publicarse unas cuantas semanas, como no publico sobre temas de noticias de actualidad no tengo el problema de que la entrada se quede obsoleta.

Y esto son algunos detalles de mi experiencia como blogger que tal vez le sirvan a alguien más. ¡Feliz blogging!

Yo apoyo al software libre